A veces la Vida nos para los pies… sólo para que descubramos nuestras alas

Rafael Vídac

Por favor puntúa este artículo