LA práctica del YOGA se capitaliza como “MADE in INDIA”